Blog del Instituto Profesional de Enseñanza Superior

Peligros ocultos en la pintura

“No todo lo que reluce es oro”. Por qué pintar puede dañar la salud. Qué hacer para evitarlo?

img-pintura-580px

 

La piel cubre todo nuestro cuerpo. Es un órgano muy sensitivo que actúa como “barrera” al ingreso de bacterias o virus que pueden afectar la salud. Esa barrera se puede dañar con facilidad y, si esto ocurre, deja expuestas partes internas de nuestro cuerpo al ingreso de todas esas sustancias extrañas.

Hay muchas causas por la que la piel se puede dañar, pero una a la que normalmente no se le da la importancia que tiene es por la exposición a las pinturas.

Las pinturas modernas contienen una o más sustancias que pueden ser nocivas para la salud, tales como solventes, resinas, pigmentos y otros.

Todos los solventes orgánicos pueden afectar la piel a través de un contacto directo.

También pueden afectar al sistema nervioso central si se inhalan los vapores y neblinas.

Y también pueden provocar síntomas de mareos, reducción de la coordinación motora y daños en riñones y pulmones e hígado.

Formas de ingreso al organismo

Los aditivos y químicos peligrosos que contienen las pinturas pueden ingresar al organismo de varias formas: se pueden tragar, inhalar o penetrar por la piel. La forma más común y peligrosa es la inhalación de los vapores de solventes.

Riesgos de pintar con pistola o con pulverización

Este es uno de los métodos más frecuentes de aplicar la pintura. Por el propio sistema la pintura se pulveriza, y éste un peligro extra porque aumenta los vapores y la posibilidad que ante un accidente se inyecte en la piel.

Consejos de prevención

Aquí algunas recomendaciones para reducir la posibilidad de un accidente o enfermedad con pinturas:

  • Utilizar, siempre que sea posible, las pinturas que tengan como base al agua.
  • Pintar con ventilación suficiente.
  • Llevar ropa protectora y otros equipos de protección personal, tales como guantes, anteojos, etc.
  • Antes de pintar consultar cuál es la protección respiratoria recomendada.

Conclusión

Una vez terminada la tarea de pintar hay que lavarse inmediatamente, pero … ¿con qué? Muchos cometen el error de lavarse con solventes, esto es tan peligroso o más que inhalar los vapores. Hay jabones especiales que se utilizan para este fin que además de limpiar la piel la protegen de la sequedad y el resquebrajamiento.

 

Fuente: El Supervisor


Carrera de Seguridad e Higiene en el Trabajo
Convertite en un profesional formado y competitivo en una disciplina muy requerida en el mercado laboral.
Toda la información AQUÍ.

Curso de Higiene en el Trabajo (a distancia)
Capacítese para conocer y aplicar los principios de la Higiene Laboral y colaborar con acciones efectivas para prevenir enfermedades profesionales en la empresa.
Toda la información AQUÍ.

Qué características tienen los mejores profesionales

Howard Gardner, autor de la famosa teoría de las inteligencias múltiples, describe cómo son los mejores profesionales.

Howard Gardner
Cómo ser un buen profesional … difícil, no?

Por qué cuestiona lo que miden los tests de inteligencia?
Porque yo soy un científico y hago experimentos, y cuando mido la inteligencia de las personas descubro que algunas son muy buenas solucionando problemas pero malas explicándolos. Y a otras les pasa lo contrario.

Es tonto clasificar a los seres humanos en inteligentes y tontos porque cada uno de nosotros es único e inclasificable.

Y si hay personas diversas es porque también tiene que haber diversos talentos?
Por eso he dedicado 400 páginas a describir siete tipos de inteligencia: lingüística, lógico-matemática, musical, espacial, cinético-corporal, interpersonal e intrapersonal.

Y por qué no muchas más: la culinaria o la mística o la teatral o la ecológica?
Porque no cumplen los requisitos que sí cumplen esas. Y espero acabar demostrando que además hay una inteligencia naturalista, otra pedagógica y otra existencial para plantearnos preguntas trascendentes. Pero no más.

Hoy los colegios ya plantean sus programas según esas inteligencias múltiples.
Y yo no me dirigía a los pedagogos, pero fueron ellos los primeros que adoptaron mis teorías.

Por qué?
Porque comprobaban cada día en las aulas que las categorías de tonto o inteligente no cubren la diversidad del talento humano. Y, por tanto, que los tests de inteligencia no miden realmente nuestras capacidades, sino sólo la de resolverlos.

Su teoría, además, era cómoda para consolar a niños con malas notas y a sus papás.
Se abusó de ella al principio porque no se comprendió bien. En Australia, la administración la manipuló para explicar que había grupos étnicos que tenían inteligencias diferentes de otros.

Qué peligro!
En ese punto empecé también a preguntarme por la ética de la inteligencia y por qué personas consideradas triunfadoras y geniales en la política, las finanzas, la ciencia, la medicina u otros campos hacían cosas malas para todos y, a menudo, ni siquiera buenas para ellas mismas.

Por qué hay excelentes profesionales que son malas personas?
Descubrimos que no los hay. En realidad, las malas personas no puedan ser profesionales excelentes. No llegan a serlo nunca. Tal vez tengan pericia técnica pero no son excelentes.

A mí se me ocurren algunas excepciones …
Lo que hemos comprobado es que los mejores profesionales son siempre ECE: excelentes, comprometidos y éticos, es decir, buenas personas en primer lugar.

No puedes ser excelente como profesional pero un mal bicho como persona?
No, porque no alcanzas la excelencia si no vas más allá de satisfacer tu ego, tu ambición o tu avaricia. Si no te comprometes, por tanto, con objetivos que van más allá de tus necesidades para servir las de todos. Y eso exige ética.

Para hacerte rico, a menudo estorba.
Pero sin principios éticos puedes llegar a ser rico, sí, o técnicamente bueno, pero no excelente.

Resulta tranquilizador saberlo.
Hoy no tanto porque también hemos descubierto que los jóvenes aceptan la necesidad de ética pero no al iniciar la carrera, porque creen que sin dar codazos no triunfarán. Ven la ética como el lujo de quienes ya han logrado el éxito.

“Señor, hazme casto, pero no ahora”.
Como San Agustín, en efecto. Otra mirada estrecha lleva a estudiantes y profesionales cómodos a ser lo que consideramos inerciales, es decir, a dejarse llevar por la inercia social e ir a la universidad porque es lo que toca tras la secundaria; y a trabajar porque es lo que toca tras la universidad …, pero sin darlo todo nunca.

Sin ilusión la vida se queda en obligación.
Y otros son transaccionales: en clase cumplen lo mínimo y sólo estudian por el título; y después en su trabajo cumplen lo justo por el sueldo, pero sin interesarse de verdad limitan su interés y dedicación. Y son mediocres en todo.

No descubren algún día de su vida algo que les interese realmente?
Algunos no, y es uno de los motivos de las grandes crisis de la madurez, cuando se dan cuenta de que no hay una segunda juventud. Otra causa es la falta de estudios humanísticos: Filosofía, Literatura, Historia del Pensamiento …

Qué bueno! Alguien las cree necesarias …
Puedes vivir sin filosofía, pero peor. En un experimento con ingenieros del MIT descubrimos que quienes no habían estudiado humanidades cuando llegaban a los 40 y 50, eran más propensos a sufrir crisis y depresiones.

Por qué?
Porque las ingenierías y estudios tecnológicos acaban dándote una sensación de control sobre tu vida en el fondo irreal: sólo te concentras en lo que tiene solución y en las preguntas con respuesta. Y durante años las hallas. Pero, cuando con la madurez descubres que en realidad es imposible controlarlo todo, te desorientas.

Por eso, voy a mis clases a desaprender de mí y aprender de los jóvenes.

Gardner y las inteligencias múltiples

El célebre neurocientífico es el autor de la teoría de la multiinteligencia que dice que hay siete tipos de inteligencia: lingüística, lógico-matemática, musical, espacial, cinético-corporal, interpersonal e intrapersonal).

Ninguna persona es igual a otra. Ni tampoco mejor ni peor que otra. Lo que nos hace humanos es que cada uno de nosotros es único. Así que ríase de quien diga que alguien es más inteligente que otro: inteligente para qué? Cualquier talento no es sino capacidad de adaptación al entorno, es decir, inteligencia. Por eso, Gardner sostiene que hay más de una.

Fuente: La Vanguardia, www.lavanguardia.com


Carrera de RECURSOS HUMANOS y RELACIONES LABORALES
Convertite en un profesional capacitado y competitivo en dos áreas muy demandadas en el mercado laboral actual.
Toda la información AQUÍ.

Curso de Liquidación de Sueldos
Conocé los secretos y especializate en una de las tareas más importantes de una empresa y progresá en tu carrera laboral.
Toda la información AQUÍ.

Curso Práctico de Redacción de Telegramas Laborales
Aprendé a redactar telegramas laborales cuidando la responsabilidad que implica para las partes del contrato laboral y evitar perjuicios legales.
Toda la información AQUÍ.

Página 11 de 80« Primera...910111213...203040...Última »